Aleya del día
9.3 Proclama de Dios y Su Enviado, dirigida a los hombres el día de la peregrinación mayor. «Dios no es responsable de los asociadores, y Su Enviado tampoco. Si os arrepentís será mejor para vosotros. Pero, si volvéis la espalda, sabed que no escaparéis de Dios». ¡Anuncia a los infieles un castigo doloroso
Palabra del día
ha dicho el Imam Alí (P): "Y os obligó... la Peregrinación a Su Casa Sagrada y la estableció, Glorificado y Exaltado sea, como un signo para el Islam y como un refugio para quienes Lo buscan..." (Nahyul Balagha, pag. 40)